BARGUEÑO CON PIE DE PUENTE S. XVII

Antigüedades - Mobiliario
Referencia: ZF0566

Bargueño; España, siglo XVII.
Madera de Nogal.
Presenta restauraciones, herrajes posteriores y el pie del siglo XIX.

Bargueño de columnillas, con tapa frontal abatible, decorada en su exterior con placas metálicas recortadas y caladas, aplicadas sobre un fondo de tela roja (frecuente en esta tipología). La decoración exterior se completa, en los laterales, con asas en arco con lenteja central y bisagras largas, también muy propias de este modelo. Se alza sobre un pie moderno construido con elementos antiguos, apoyada en seis patas torneadas, combinando distintos torneados dinámicos, típicamente barrocos, unidas por zapatas rectas con el frente tallado en forma de garra de león. Este pie cuenta además con una chambrana recta decorada con tallas y una arquería de columnas torneadas. Los soportes horizontales que dan apoyo al bargueño están rematados por mascarones fantásticos, a medio camino entre la figuración manierista y la barroca.La obra se caracteriza por la gran riqueza en la muestra interior, con una decoración a base de columnillas, torneadas y doradas, tal y como aquí vemos. Lo más usual en este modelo es que la muestra presente gavetas con frentes siguiendo distintos modelos, que se mezclan tal y como vemos aquí. La muestra se organiza en tres registros, como es habitual, aunque la capilla central que suele aparecer queda sustituida por gavetas de mayor tamaño. El registro inferior aloja una gran gaveta central y dos menores a cada lado. Las cinco están decoradas con un esquema de serliana (arco rebajado flanqueado por dos arcos de medio punto más pequeños), típico del mueble español no sólo en el siglo XVII, sino también en el XVI. Este esquema arquitectónico propio del escritorio de columnillas se repite en los dos registros superiores, aunque con variaciones en el diseño.
La personalidad del estilo español será tan fuerte en el siglo XVII que impedirá el calado de influencias exteriores, sobre todo de Francia por la mala situación diplomática del momento, y esto supondrá una gran influencia con el resto de Europa, donde dominarán principalmente los modelos franceses. El siglo XVII es en España una época de decadencia, y esto se notará en gran medida en el mueble. No habrá piezas tan lujosas como en otros países, hecho también determinado por las pragmáticas contra el lujo dictadas por los monarcas. Sin embargo, el mueble español del periodo barroco presenta una calidad nada desdeñable, una enorme personalidad y, sobre todo, un gran interés desde el punto de vista de las tipologías y de la búsqueda de la funcionalidad por encima de lo decorativo. Cabe señalar, también, la creciente valoración del mobiliario respecto al siglo anterior. Teniendo en cuenta los inventarios de bienes se ven cambios importantes, llegando a ser los muebles, en época de Carlos II, más caros incluso que los tapices.

· Medidas: 115x46x160 cms.

Acceda a su cuenta para consultar su precio


Para consultar los precios solicite su registro aquí.

Si ya está registrado acceda a su cuenta aquí.


Artículos relacionados