FIGURA CRISELEFANTINA FIRMADA CARRIER BELLEUSE

Antigüedades - Escultura
Referencia: ZF0616

La Liseuse (La lectora). Figura criselenfantina, mármol. Albert-Ernest Carrier-Belleuse (Aisne, 1824-Sèvres, 1887). Tercer cuarto del siglo XIX.
Firmada en base, con cartela.
Sobre una base de mármol claro se sitúa un pedestal con una cartela identificativa al frente. Encima de éste, se sitúa de pie la figura de la joven, vestida a la manera del Renacimiento (o con influencias de este estilo), leyendo un pequeño libro. Pedestal, cuerpo brazos y tocado está realizado en bronce sobredorado, mientras que rostro y manos son de marfil tallado en su color.
Firmada en la base (A. Carrier Belleuse), presenta también una cartela (LISEUSE / par Carrier-Belleuse / GRAND PRIX DU SALON) que permite saber algo más de la pieza. Parece que forma parte de una serie de obras de pequeño tamaño y gran delicadeza inspiradas en el Renacimiento (influencia habitual en la Francia del siglo XIX en algunos momentos) destinadas a ser producidas en fundiciones, como La Fileuse, La Femme au Chat, L’Harmonie, etc. Esta, en concreto, fue la que le hizo ganar el Grand Prix del Grand Salon de Bruxelles en Mayo de 1871, en un momento en que el maestro estaba exiliado por la Comuna parisina. Piezas similares a la presente pueden encontrase en colecciones privadas de todo el mundo (tanto Sotheby’s como Christie’s han vendido varias obras como esta) y en instituciones como el Musée des Beaux-arts de Chambéry (Francia), Casa Lis (Salamanca, España), etc., con variaciones en algunos casos en cuanto a los materiales y el tratamiento de los mismos (pavonados en distintos tonos, etc.).
Albert-Ernest Carrier Belleuse fue un escultor y dibujante francés formado con David d’Angers y en la Escuela de Bellas Artes de París. Logró reconocimiento internacional a partir de su participación en el Salón de los Artistas Franceses de 1861 (Tercera Medalla), llegando a realizar obras destacadas como varios bustos de Napoleón III, la chimenea del gran salón de la Ópera de París, etc. Su trabajo se conserva en destacadas colecciones privadas y en instituciones como el Museo d’Orsay de París, el Museo del Prado de Madrid, etc.; además, hay que recordar sus terracotas y sus monumentos (como el de Bernardo O’Higgins en Santiago de Chile). Auguste Rodin trabajó como marmolista en su taller.
Dispone de documento de peritación para el marfil.

· Medidas: 13x13x43 cms.

Acceda a su cuenta para consultar su precio


Para consultar los precios solicite su registro aquí.

Si ya está registrado acceda a su cuenta aquí.


Artículos relacionados